Hasta los pájaros…

Hasta los pájaros...

Siempre escribo posts con experiencias y cosas generales, pero el hecho de estar tan lejos de casa te hace echar de menos las cosas más insospechadas. Y es que es asombroso como las cosas más tontas, más insignificantes, pueden hacer que te sientas una extraña en un lugar al que no perteneces (aunque ya poco a poco me voy sintiendo más tejana).
Una de esas cosas pequeñas que a mí me hacen sentirme rara es la falta de ese pajarito que todos los españoles estamos tan acostumbrados a ver, tanto, que ni siquiera nos damos cuenta de que está ahí. ¡Los gorriones! Sí, los gorriones. Parece una chorrada, soy consciente de ello, pero puedo jurar que se me hace raro no verlos a todas horas. A lo mejor sí hay, no lo sé, pero el solo hecho de no cruzarte con uno cada dos por tres me hace echarlo en falta.
Aquí, hasta las cosas más pequeñas, más básicas, son diferentes. Es una unión de todas esas pequeñas cosas lo que te hace estar un poco desubicado al principio y lo que te hace echar de menos tu tierra.
En el caso de los gorriones además se suma el hecho de que el pájaro más común de por aquí es un tanto desagradable, siempre va con la boca abierta y parece que se va a caer redondo de un momento a otro, todo despeluchado… Algún día intentaré sacarles una foto.
Al menos tengo ardillas saltando de árbol en árbol a la puerta de casa, cuando Tor (mi gato con nombre nuevo después de descubrir que con ‘colita’ no podía ser gata… Y de Tormenta pasamos a Tor, porque Tormento quedaba así como raro) las deja tranquilas.

Besos pajareros,

Mónica

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s